Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

El Ayuntamiento de València exige que el Valencia CF retome las obras de su nuevo campo para negociar el convenio de Mestalla

El Ayuntamiento de València exige que el Valencia CF retome las obras de su nuevo campo para negociar el convenio de Mestalla

València, 18 de octubre.

El Ayuntamiento de València ha emitido este miércoles una comunicación al Valencia CF en la que deja claro que no se sentará a negociar el convenio que ambas partes deben firmar para avanzar en la finalización del Nou Mestalla y la transformación de las tierras que ocupa el estadio actual, hasta que el club retome las obras del nuevo campo de fútbol.

La decisión del consistorio implica que "no se realizará ninguna negociación sobre el convenio urbanístico hasta que el club reanude efectivamente las obras de construcción del nuevo estadio, paralizadas desde hace casi quince años", según informó el Ayuntamiento en un comunicado.

El gobierno local ha comunicado esta decisión al Valencia CF después de una serie de reuniones con los grupos políticos presentes en el Ayuntamiento -el PP en el gobierno, Compromís, PSPV y Vox en la oposición- así como con los principales grupos de aficionados.

Ante esta situación, el Ayuntamiento de València ha manifestado que "se limitará a tramitar la licencia solicitada por el club, siempre y cuando el Valencia CF responda satisfactoriamente a los requerimientos de documentación y aclaraciones que los funcionarios encargados de la tramitación puedan hacerle".

En el momento en que el Valencia CF retome efectivamente las obras del Nou Mestalla, se entablarán negociaciones para avanzar en un convenio que se basará en el borrador realizado por el gobierno anterior de Compromís y PSPV, aunque con modificaciones destinadas a garantizar que el club cumpla con sus compromisos con la ciudad.

Entre las modificaciones que no se incluían en el borrador anterior se encuentra una programación temporal de las obras con cláusulas de penalización en caso de incumplimiento, las cuales deberán ser respaldadas por un aval bancario. Además, se requerirá una explicación detallada de las fuentes de financiación para las obras del Nuevo Estadio.

El consistorio también ha dejado claro que no habrá ningún incremento en los beneficios urbanísticos que actualmente corresponden a las parcelas propiedad del Valencia CF. Además, no se otorgará ninguna licencia relacionada con las parcelas de aprovechamiento privado del Nuevo Estadio hasta que se haya ingresado la cantidad necesaria para la construcción del polideportivo municipal de Benicalap, incluido el IVA.

El Ayuntamiento ha añadido que tampoco se aprobará la redistribución de los terrenos en los que se encuentra el actual Mestalla hasta que el nuevo estadio esté completamente construido, en pleno funcionamiento y se haya demolido el Mestalla o se haya garantizado su demolición mediante un aval bancario.

Finalmente, el Ayuntamiento solicitará al Valencia CF que retire los recursos contencioso-administrativos presentados contra los actos de la Generalitat valenciana relacionados con la denegación de prórroga y la declaración de la antigua Actuación Territorial Estratégica (ATE) para la construcción del nuevo campo de fútbol y la transformación de los terrenos actuales.