• miércoles 05 de octubre del 2022

El Medusa va a contar con mucho más agentes de paisano para impedir probables pinchazos y también detectar atacantes

img

Prácticamente 800 efectivos patrullarán del miércoles al lunes, con acompañamiento de drones, gendarmes franceses y agentes caninos

VALÈNCIA, 9 Ago.

El Medusa Sunbeach Festival de Cullera (Valencia) incorporará este fin de semana y a lo largo de los días anteriores con un refuerzo de agentes de la Guardia Civil de paisano para intentar impedir los pinchazos que han sufrido mujeres en otros acontecimientos tumultuarios, advertirlos "en el mismo instante" y también detectar a los atacantes y sus "motivaciones".

"Lo más esencial es que las víctimas denuncien, pues verdaderamente no entendemos cuál es la motivación de los pinchazos", ha proclamado el coronel jefe de la comandancia de Valencia, José Antonio Fernández de Luz, que participó en la presentación del festival de música electrónica que regresa tres años después desde este miércoles diez y hasta el primer día de la semana 15.

Respecto a los pinchazos, el coronel ha recordado que no desean producir alarma popular por el hecho de que, por ahora, recibieron cinco demandas en la provincia de Valencia y "todas y cada una de las pruebas han salido negativas" por substancias químicas. Eso sí, ha matizado que no se conoce cuál es la motivación de estas acciones y que "puede ser desde una gamberrada hasta una agresión con fines sexuales".

Para evitarlos, los agentes fueron informados del protocolo particular de atención de la Conselleria de Sanidad y van a estar en contacto con los centros de salud para proceder a buscar a las probables víctimas si bien no deseen denunciarlo.

En general, a lo largo de todos y cada uno de los días del Medusa va a haber prácticamente 800 agentes desplegados, con una media día tras día de 140 y cerca de 200 cada día de los "días enormes" del fin de semana". Estarán representadas casi todas las entidades de la Guardia Civil, con la compañía de Sueca (Valencia) al terminado y un refuerzo del puesto primordial de Cullera.

Además de efectivos de seguridad ciudadana, el dispositivo incorporará con agentes de Policía Judicial para investigar los probables delitos que se generen, al lado de agentes de paisano patrullando por el recinto. "Los primordiales delitos que deseamos impedir son robos y agresiones y abusos sexuales", ha subrayado el coronel.

Para ello, el centro armado va a estar en persistente coordinación con el Punto Violeta instalado en la entrada del área del festival, de la misma con la Policía Local de Cullera, con la unidad de Policía Nacional adscrita a la Generalitat y con la seguridad privada del Medusa.

En la entrada a la ciudad va a haber efectivos de Tráfico a fin de que los accesos y salidas sean "lo mucho más ágiles viable" y para detallar puntos de control de alcoholemia y substancias estupefacientes. Paralelamente, sobre el festival sobrevolarán todos y cada uno de los días un helicóptero y múltiples drones.

En tierra les van a apoyar el escuadrón de caballería y 2 agentes caninos para advertir la existencia de drogas. El dispositivo se completará con el acompañamiento de 4 gendarmes franceses para atender a los ayudantes al Medusa que procedan del país vecino, en el Plan Turismo Seguro de la Guardia Civil.

Más información

El Medusa va a contar con mucho más agentes de paisano para impedir probables pinchazos y también detectar atacantes