Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

El reconocido restaurante valenciano Fraula celebra su primera Estrella Michelin, un logro que llena de orgullo a todo el equipo debido a su compromiso con la excelencia gastronómica.

El reconocido restaurante valenciano Fraula celebra su primera Estrella Michelin, un logro que llena de orgullo a todo el equipo debido a su compromiso con la excelencia gastronómica.

Los chefs Roseta Félix y Daniel Malavía, responsables del restaurante Fraula de València, se han mostrado "orgullosos" tras haber recibido su primera Estrella Michelin, un reconocimiento a la profesión que constituye y supone la "forma de vivir" de ambos.

El establecimiento, ubicado en la calle Cirilo Amorós nº84, abrió sus puertas en 2019, apenas unos pocos meses antes del confinamiento provocado por la pandemia de coronavirus. "Estos cuatro años han sido una odisea", han declarado Roseta y Daniel, en una entrevista con Europa Press.

Así, esta pareja dentro y fuera de la cocina ha asegurado que el reconocimiento "da energías para seguir adelante". "El mejor compañero de fogones es tu pareja, que te entiende simplemente con mirarte", han explicado.

Ambos han destacado que vivieron la gala de entrega de las Estrellas Michelin con "muchos nervios" y sin la certeza de poder conseguir el reconocimiento. Tras el anuncio, han recordado cómo recibieron las felicitaciones de reconocidos chefs como Ricard Camarena, Quique Dacosta o Albert Adriá. "Es muy reconfortante ver cómo esos titanes de la cocina te dan la enhorabuena y te ofrecen consejos para ser mejor", han admitido.

Del mismo modo, han garantizado que, tras haber obtenido el premio, "nuestra forma de trabajar va a ser la misma". "Vamos a seguir con lo que estábamos haciendo, porque nos gusta lo que hacemos. No ha sido un trayecto fácil, pero nos llevamos cosas muy bonitas de estos cuatro años", han indicado.

Junto a Fraula, en la Gala Michelin celebrada el pasado martes en Barcelona también fueron premiadas con su primera estrella otros 31 restaurantes de toda España. Entre ellos, dos establecimientos de la Comunitat: Casa Benardi, en Benissa, y Orobianco, en Calp, ambos en la provincia de Alicante.

En este sentido, han expresado que tienen "muchas ganas de mostrar el talento culinario" de los chefs valencianos. Para ello, han aprovechado para hacer un llamamiento a "creer más" en los cocineros emergentes para "empezar a valorar más el potencial de la Comunitat" respecto a otras autonomías como Madrid, Cataluña o Euskadi.

"Tenemos una gastronomía que nada tiene que envidiar al resto de España", han resaltado, a la vez que han mostrado su deseo de que "muy pronto" más restaurantes valencianos consigan Estrellas Michelin. Pese a ello, han remarcado que, "aunque no tengan estrellas, hay cocinas con muchísima calidad".

Al mismo tiempo, los chefs de Fraula han hecho una llamada a la sociedad para "intentar apoyar la gastronomía" y así conseguir que "nuestra Comunitat siga creciendo gastronómicamente", aunque se han mostrado conscientes de que "no estamos en los mejores tiempos".

Desde la apertura del restaurante en 2019, han reconocido que los inicios han sido "una odisea". En estos cuatro años, los cocineros han afrontado situaciones "muy difíciles" con los cierres totales durante la pandemia de coronavirus. Pese a ello, han asegurado: "Fraula es nuestra vida, es nuestra felicidad, es nuestra forma de vivir, aunque también son nuestros lloros y nuestras tristezas".

"Si hubiésemos cogido otro camino para ganarnos la vida, no sería tan reconfortante", han afirmado, del mismo modo que han garantizado que, pese a conseguir la Estrella Michelín, "no nos tenemos que confiar, vamos a seguir peleando por nuestra casa".

Roseta Félix y Daniel Malavía se conocieron trabajando juntos en 2015 y hoy comparten vida y restaurante. "El mejor compañero de fogones es tu pareja, que te entiende simplemente con mirarte", han afirmado.

La oferta gastronómica de Fraula se basa en tres menús: Cebrera, Alfàbega y Fraula. Propuestas todas ellas basadas en productos de temporada para conseguir que los platos "sepan a lo que tienen que saber, a lo que estás diciendo al cliente y sin cosas enmascaradas". "Nos gusta trabajar el producto que sea de cercanía, porque las materias primas cuando viajan pierde calidad", han resaltado. A la vez, han señalado como principios de su cocina "el sabor, la estética y los productos".

Por otro lado, han apuntado a El Celler de Can Roca, Quique Dacosta o Ricard Camarena como "el mejor ejemplo" donde poder inspirarse. "Cada uno tiene un perfil diferente, por eso queremos extraer los mejores consejos de cada uno", han especificado.

Respecto a su futuro, han asegurado que no se van a poner "ningún techo", sino que van "con ambición de más". "Vamos a ser consecuentes y saber hasta dónde podemos llegar", han agregado, para lo que "lo mejor es afianzar lo que tenemos en el corto plazo". "Y ya buscaremos mayores retos", han subrayado.