Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

Grupo Pamesa aumenta ventas del sector cerámico en un 38% en 2022.

Grupo Pamesa aumenta ventas del sector cerámico en un 38% en 2022.

El Grupo Empresarial Pamesa ha alcanzado una facturación consolidada de 1.508 millones de euros en 2022, lo que supone un crecimiento del 38% en comparación con el año anterior. Esta cifra se refiere a las ventas relacionadas directamente con el sector cerámico, según ha señalado la empresa en un comunicado.

En cuanto a las ventas de productos cerámicos, estas han experimentado un aumento del 34% en comparación con el mismo período del año pasado. Mientras tanto, las ventas de tierra atomizada y otros productos han crecido un 55%.

A pesar de las dificultades causadas por los altos costos energéticos en 2022, el Grupo Pamesa ha logrado mantener una rentabilidad destacable con un beneficio antes de impuestos de 81 millones de euros. Esto ha sido posible gracias a un aumento del 4% en la venta de metros cuadrados y del 34% en la venta en euros de productos cerámicos.

El año 2022 ha sido desafiante para el sector cerámico debido a la crisis energética provocada por la subida de los precios del gas y la luz. Esta situación ha afectado gravemente a todas las industrias intensivas en gas, incluido el sector cerámico, según la empresa.

El Grupo Pamesa se ha visto especialmente afectado por este problema, ya que el costo total del gas natural en el último ejercicio ascendió a 365 millones de euros, en comparación con los 158 millones de euros en 2021. Esto representa un aumento de 207 millones de euros, o un incremento del 131%.

Ante esta situación, el Grupo Pamesa ha decidido apostar por una nueva fuente de energía: el Ecombustible. La empresa ya cuenta con la primera planta a nivel mundial capaz de atomizar completamente sin emisiones de carbono y que es independiente de factores externos. Esta planta cerámica en Onda representa un primer paso hacia la adopción de energías limpias y renovables en el sector azulejero.

La inversión en Ecombustible asciende a 250 millones de euros, y se espera que el Grupo Pamesa pueda utilizar totalmente esta fuente de energía en sus procesos productivos entre 2025 y 2026. Esto permitirá al Grupo Pamesa alcanzar sus objetivos medioambientales y liderar el cambio hacia la adopción de energías sostenibles en la industria cerámica.

Es importante destacar que el Grupo Pamesa cumple con el pago de todos sus impuestos, lo cual asciende a un total de 75 millones de euros. Esto incluye el Impuesto de Sociedades, el Coste de adquisición de toneladas de CO2, el Impuesto de la Actividad de Gas y Electricidad y la Seguridad Social de sus trabajadores. La compañía tiene una contribución fiscal efectiva del 25% sobre el Impuesto de Sociedades.

Además, el Grupo Pamesa tiene una estrategia de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) que incluye políticas de gestión medioambiental, igualdad e integración de personas con discapacidad intelectual. La empresa colabora con diferentes centros ocupacionales de la Comunitat Valenciana, brindando empleo a personas que colaboran en diversas tareas.

En cuanto a las energías renovables, el grupo utiliza predominantemente la energía solar fotovoltaica en su proceso productivo. Cuenta con una capacidad total instalada de 20,8 Mwp y 112.921 metros cuadrados de cubiertas solares construidas, lo que equivale al suministro eléctrico de 4.670 viviendas. Además, la empresa evita la emisión anual de 11.768 toneladas de dióxido de carbono (CO2) gracias a su capacidad de generación de energía renovable. Esto permite al Grupo Pamesa fabricar productos cerámicos con una huella de carbono reducida.

El Grupo Pamesa también se compromete con la gestión de residuos cero, reciclando lodos propios y de otras empresas del sector, reciclando el 100% de los residuos sólidos y recuperando calor de la zona de hornos de las fábricas.