• viernes 27 de enero del 2023

La Generalitat flexibiliza los requisitos a fin de que ayuntamientos accedan a las ayudas para combatir contra la despoblación

img

VALÈNCIA, 21 Ene.

La Generalitat Valenciana flexibilizará los requisitos a fin de que un ayuntamiento sea considerado bajo riesgo de despoblación con la meta de que mucho más localidades de la Comunitat logren tener esta cuenta y entrar a las ayudas que la administración ha preparado para ellos.

Esta pertence a las noticias del emprendimiento de ley de medidas contra el despoblamiento de la Comunitat Valenciana que está en estos instantes en Les Corts para su tramitación, tras ser aprobado por el pleno del Consell el pasado 13 de enero, indicó la Generalitat en un aviso.

Se cree que un concejo está bajo riesgo de despoblamiento en el momento en que cumple cuando menos 4 de los seis indicadores que se establecen en la ley referidos a consistencia de población, desarrollo demográfico, desarrollo vegetativo, índice de envejecimiento, índice de dependencia y tasa migratoria.

Si bien los indicadores no cambian con la novedosa regla, en este momento únicamente es requisito cumplir 4 requisitos en el momento en que antes había que cumplir cuando menos cinco.

La directiva general de la Agenda Valenciana Antidespoblamiento (AVANT), Jeannette Segarra, ha señalado que "la novedosa ley flexibiliza los criterios para entrar al Fondo de Cooperación para pelea contra la despoblación tal es así que se ampliará el número de ayuntamientos que se favorecerán de estas ayudas". "No es la primera oportunidad que este fondo se amplía, en 2021 se alteró el decreto a fin de que todas y cada una de las localidades de menos de 300 pobladores entren de manera directa", ha apostillado.

El emprendimiento de ley asimismo establece que la Generalitat Valenciana incorporará el 'rural proofing' o 'mecanismo rural de garantía' a sus proyectos y leyes con el propósito de que favorezcan singularmente a los ayuntamientos mucho más pequeños y se ajusten mejor a sus pretensiones y realidades. Este desarrollo, sugerido por la Unión Europea, posibilita la evaluación de las ideas comunitarias.

"Las leyes de la Generalitat y sus proyectos sectoriales incorporarán un informe de visión rural que especificará su encontronazo en términos demográficos y de cohesión territorial", ha subrayado Segarra, al paso que ha destacado que "el propósito no es añadir un archivo mucho más a la tramitación administrativa, sino más bien tener un informe verdaderamente útil que nos revele datos clave en el momento de utilizar medidas".

En la regla asimismo se establece que el Consell destinará cuando menos el 0,1 por ciento del presupuesto de gasto no financiero de la Generalitat a combatir contra la despoblación, un aspecto que se cumplía en las cuentas de la Generalitat, pero cuyo deber queda en este momento reflejado en un archivo legal.

La novedosa ley tiene un carácter transversal y contempla un extenso bulto de medidas en materia sanitaria, didáctica, de atención popular, empleo, transporte, vivienda, cultura, justicia, mayores, juventud, igualdad de género, o tecnologías de la información, por ejemplo.

Según la regla, para hacer estas medidas en materia demográfica, el Consell diseñará una planificación estratégica con un horizonte temporal a diez años.

En el ámbito sanitario, el artículo resalta que se atenderán las peculiaridades de estos ayuntamientos en el ingreso a los servicios de urgencias y emergencias sanitarias y se sostendrá la atención presencial, al paso que se fomentará la telemedicina.

En materia didáctica, se impulsará en especial la estabilización de las plantillas enseñantes en la escuela rural y se incentivará la ocupación de plazas de bien difícil cobertura. Asimismo, se fomentarán servicios itinerantes de ocupaciones extraescolares.

Respeto a los servicios sociales, se impulsará que los premeditados a personas dependientes estén situados a un máximo de 20 km del ambiente escencial y se favorecerá atención en el hogar y en el ambiente popular próximo. Además, se dispondrá de manera preferente la teleasistencia avanzada a personas mayores que vivan solas o en domicilios apartados.

También se establece en la novedosa ley que los Juzgados de Paz se transformarán en oficias judiciales tecnológicamente destacadas y se apuesta por los servicios de orientación jurídica de cercanía.

En materia cultural se propondrán medidas contra el aislamiento y la soledad no deseada y se diseñarán medidas para eludir la exclusión. Se fomentarán instrumentos renovadores como los bancos de memoria o de recuerdos, para ofrecer valor y preservar el saber y las vivencias amontonadas por la gente mayores, relacionados con los saberes habituales, las práctica, las festividades y los viejos oficiaos del medio rural.

Jeannette Segarra explicó que en la elaboración de la ley "se intentó de atender todas y cada una de las sensibilidades y se tomó para esto como base la experiencia que ha supuesto la Estrategia AVANT". En este punto la directiva general ha recordado que "desde el Consell dimos un vuelco a las políticas de despoblación, que pasaron de no existir en 2015 a ser un área prioritaria de nuestra acción".

Igualmente, ha señalado que la novedosa ley contra el despoblamiento "afianza y contribuye seguridad jurídica a varios puntos que, si bien ahora se cumplían no aparecían reflejados con carácter legal, de manera que garantiza que más adelante se proseguirá apostando por estas políticas".

La Generalitat está destinando 331,4 millones a los ayuntamientos de la Comunitat Valenciana en todo el intérvalo de tiempo 2017-2023 por medio de 4 fondos orientados a fomentar las inversiones en infraestructuras y servicios, a impulsar el turismo, a combatir contra la quema de espacios forestales y a frenar la despoblación durante todo el territorio.

Se trata del Fondo de Cooperación Municipal (280 millones), el Fondo para Municipios Turísticos (21 millones), el Fondo contra el Despoblamiento (20,9 millones) y el Fondo de Prevención de Incendios y Gestión Forestal (diez millones), que tienen como propósito de articular territorialmente la Comunitat Valenciana y también impulsar el avance de sus entidades locales.

"Es el presupuesto mucho más ambicioso en la narración de la Generalitat. Con la creación de los fondos de cooperación, desde la Generalitat nos encontramos ayudando a remarcar la autonomía de los entes locales, con ayudas no finalistas que acrecientan la aptitud económica de los pequeños municipios lo que les deja prosperar los servicios públicos a la ciudadanía", ha concluido la directiva general de AVANT.

Más información

La Generalitat flexibiliza los requisitos a fin de que ayuntamientos accedan a las ayudas para combatir contra la despoblación