• martes 06 de diciembre del 2022

Los acusados de una trama de tráfico de órganos se vuelven a sentar en el banquillo 3 años tras admitir hechos

img

4 de los procesados por procurar obtener un hígado a inmigrantes donan 30.000 euros a la ONT

VALÈNCIA, 24 Oct.

Cinco acusados de una trama de tráfico de órganos humanos se han proclamado inocentes en la reiteración del juicio tres años tras festejarse más allá de que entonces 4 de ellos aceptaran los hechos. En la novedosa vista, que se ha iniciado el día de hoy, han donado, a salvedad del hijo del receptor del órgano --hígado--, un total de 30.000 euros a la Organización Nacional de Trasplantes (ONT).

Este lunes se han sentado en el banquillo de los acusados de la sección segunda de la Audiencia Provincial de Valencia cinco hombres acusados de sugerir dinero o trabajo a personas necesitadas a fin de que alguna de ellas donase una parte de su hígado a uno, que se encontraba enfermo y precisaba un trasplante.

Estos hechos se juzgaron en la Audiencia en el año 2019 y se terminó con una conformidad donde 4 acusados reconocieron los hechos y evitaban el ingreso en prisión. El quinto de ellos fue absuelto por sepa de delito. Sin embargo, el Tribunal Supremo tumbó esta sentencia al deducir la personación de la Organización Nacional de Transplantes (ONT) como perjudicada, con lo que la visión se ha debido reiterar.

En esta ocasión, no se alcanzó ningún acuerdo para los cinco acusados que están en el banquillo por hechos que se remontan a abril de 2013, en el momento en que el enfermo, un libanés habitante en el país, contactó con 2 sobrinos suyos que vivían en España y regentaban una compañía en Novelda a fin de que encontraran un donante vivo, según consta en el escrito fiscal.

A partir de ese instante --siempre y en todo momento según exactamente el mismo escrito fiscal-- tanto los sobrinos como el hijo del enfermo y otro compatriota libanés han comenzado gestiones para la materialización del trasplante, quebrantando la legislación de españa, si bien por último no se efectuó por el hecho de que los aspirantes no deseaban asumir el peligro o no fueron aceptados por los médicos, por ejemplo causas.

Un hospital de Barcelona logró una exclusiva prueba al hijo del procesado y verificó que podía ser donante de su padre, con lo que el trasplante entre los dos se efectuó al final en el mes de agosto de 2013.

Por estos sucesos, Fiscalía pide provisionalmente tres años de prisión para el enfermo y siete años para los otros 4 acusados por un delito de promoción, favorecimiento o facilitación de trasplante ilegal de órganos humanos extraños.

Durante la visión en la Audiencia, que se volvió a generar este lunes tras tres años, los acusados han negado la presencia de delito alguno, conforme han manifestado las defensas, que pidieron que sus representados declaren en el final del juicio, algo que se ha recibido.

Además, 4 acusados han anunciado un acta notarial con la donación de manera irrevocable de un total de 30.000 euros a la ONT --7.500 euros cada uno de ellos-- para arreglar el viable daño que se hubiese cometido. El único que no hizo ninguna donación fué el hijo del millonario libanés que recibió el hígado.

Así mismo, las defensas pidieron distintas nulidades, similares con la obtención de datos y mandamientos judiciales, que se resolverán mucho más adelante. La vista seguirá este martes.

Más información

Los acusados de una trama de tráfico de órganos se vuelven a sentar en el banquillo 3 años tras admitir hechos

Noticias de hoy más vistas