• viernes 3 de febrero del 2023

Los conjuntos del Botànic se detallan "satisfechos" con la reforma fiscal y niegan que sea electoralista

img

"Cosmética y esmirriada", "pura demagogia" y "brindis al sol": los títulos de la oposición a la reforma

VALÈNCIA, 25 Oct.

Los tres conjuntos que dan acompañamiento al Consell del Botànic (PSPV, Compromís y Unides Podem) enseñaron su "satisfacción" frente a la reforma fiscal aprobada y han negado que sea una medida electoralista. "En lo más mínimo", ha zanjado la representante anexa del PSPV Carmen Martínez.

Por la parte de la oposición, los títulos fueron desde la "pura demagogia" de la que ha acusado Ciudadanos al Botànic, a las críticas al PP por considerarla "cosmética y esmirriada", o un "brindis al sol" como la ve Vox.

Desde el PSPV-PSOE, Carmen Martínez se ha congratulado por la aprobación de la reforma "fiscal pero mucho más popular" y ha criticado al PP, quien cree que "no puede ofrecer clases de fiscalidad" en tanto que dejó la Comunitat Valenciana "con los impuestos mucho más recesivos de España".

Exactamente, la síndica del PP, María José Catalá, ha reprochado al Botànic que sugieren esta reforma antes de selecciones y ha asegurado que el president, Ximo Puig, desea "bajar los impuestos para subirlos después de selecciones". Asimismo, ha calificado la rebaja de "cosmética y esmirriada".

Desde Compromís, Papi Robles mostró su satisfacción en tanto que para la capacitación, lo prioritario era calmar a la multitud "que mucho más precisa el acompañamiento de la administración" y ha defendido que "quien mucho más tiene mucho más contribuye" con estas medidas.

Por Ciudadanos, Ruth Merino ha calificado la medida de "pura demagogia" y ha aseverado que es "hasta insultante" que se afirme que se tienen que subir otros impuestos mientras que se baja el IRPF a las rentas de menos de 60.000 euros, gracias a la "sobrerrecaudación" que va a tener la Generalitat este año por la inflación. Catalá asimismo ha apuntado a esta situación, que según las dos síndicas, va a suponer un incremento de la recaudación para las arcas públicas.

Por la parte de Vox, José María Llanos ha defendido que esta reforma es un "brindis al sol" y ha rechazado cualquier subida de impuestos. Además ha señalado que hay un "juego de trileros" entre Consell y Gobierno para "ver quien emplea mejor la campaña electoral".

Por último, Pilar Lima (Unides Podem) mostró su satisfacción por la reforma y ha apuntado que "iría a mucho más" si fuera por ellas, pero ha insistido en que obtuvieron "cosas positivas", como el impuesto a las casas de mucho lujo mientras que se "calma la carga fiscal para las familias humildes".

Más información

Los conjuntos del Botànic se detallan "satisfechos" con la reforma fiscal y niegan que sea electoralista