Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

"El sector audiovisual exige a la nueva ley de À Punt garantías de presupuesto, plantilla y uso del valenciano"

En una reunión celebrada en Les Corts, representantes de diversas empresas productoras, periodistas, actores, y trabajadores de la cadena de televisión À Punt, han hecho un llamado para que la Proposición de ley de la Corporación Audiovisual de la Comunitat Valenciana, promovida por el Partido Popular y Vox, incluya un presupuesto mínimo anual para la cadena, que se fije en la norma. Además, exigen la consolidación y aumento de la plantilla, la defensa del uso del valenciano y cuestionan la falta de participación en los órganos de decisión, lo que podría propiciar la "manipulación".

La Plataforma de Asociaciones de Empresas Productoras Audiovisuales de la Comunitat Valenciana, representada por Luis Gosálbez, ha pedido una asignación mínima anual del 0,45% en los presupuestos de la Generalitat para la cadena, así como una parrilla de coproducción propia externalizada, con la obligación de destinar al menos el 40% del presupuesto anual a la producción de contenidos por parte de productoras independientes valencianas, excluyendo informativos y deportes.

En cuanto a La Unió de Periodistes, su presidente Vicent Marco ha enfatizado la importancia de contar con medios de comunicación públicos, de calidad, en valenciano e independientes de los poderes políticos, con un adecuado respaldo económico. Marco ha expresado su preocupación por las posibles puertas abiertas a la manipulación partidista y la eliminación de referencias al uso del valenciano como lengua vehicular.

Por su parte, el fundador de ACICOM, José Ignacio Pastor, ha criticado la urgencia en la tramitación de la ley, calificándola de vergonzosa y bestial, y ha denunciado el ataque al valenciano y la falta de promoción de la diversidad territorial. Se han hecho llamados a retirar la ley debido a sus aspectos controvertidos.

Jorge Ballester, de la Asociación de Actores y Actrices Profesionales Valencianos, ha abogado por la protección de la ficción en valenciano y ha solicitado un porcentaje específico del presupuesto total de la cadena para este tipo de contenido. Por su parte, Sergio Gómez del Clúster de Producción y Servicios del Audiovisual Valenciano, ha destacado la importancia de la conexión entre À Punt y el sector audiovisual de la región.

Los representantes de los trabajadores de À Punt también han intervenido para exigir la consolidación de la plantilla actual, la estabilidad laboral y la equiparación de condiciones entre el personal interno y externo. Se ha señalado la falta de personal como un problema estructural que requiere soluciones urgentes.

Desde el Partido Popular, el diputado José Juan Zaplana ha criticado la ley de 2016, mencionando incumplimientos constantes en el presupuesto. Por otro lado, Joaquín Alés de Vox ha defendido la nueva legislación como un alejamiento de la hipertrofia legislativa previa.

En contraste, partidos de oposición como Compromís y PSPV han condenado la propuesta de ley, acusando al PP de alinearse con la extrema derecha y de promover una vuelta a prácticas del pasado consideradas manipulativas y perjudiciales para la diversidad y el uso del valenciano en los medios de comunicación públicos de la región.