Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

Carlos Fabra, tranquilo tras declarar en causa por campo de golf de Borriol

Carlos Fabra, tranquilo tras declarar en causa por campo de golf de Borriol

El expresidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra, declaró hoy en el Juzgado de Instrucción 4 de Castellón en relación a la causa por delitos societarios en la adquisición de unos terrenos de la sociedad Golf del Mediterráneo SA por parte de la mercantil Golf Borriol SL. Fabra asegura estar "tranquilo, ahora y siempre" en relación a este caso que fue reabierta en noviembre de 2020.

Además, Fabra mencionó que vio a otro investigado en la causa, Victoriano García, padre del golfista Sergio García, aunque no pudo hablar con él.

Por su parte, Victoriano García afirmó que cree que la causa puede archivarse, ya que considera que no se ha cometido ningún delito. Añadió que está tranquilo porque ha estado tranquilo anteriormente.

También explicó que su hijo, quien también es investigado en la causa, no pudo asistir hoy a declarar debido a una competición en EEUU.

El Juzgado acordó recibir nuevas declaraciones de los investigados, pero estos presentaron un recurso ante la Audiencia Provincial, que respaldó la decisión del juzgado, según informó el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

La causa fue reabierta por el Juzgado de Instrucción número 4 de Castellón a raíz de una denuncia presentada por dos socios de la empresa Golf Mediterráneo SL contra 9 miembros del Consejo de Administración, incluyendo al exmandatario del PP.

Las diligencias previas se iniciaron en julio de 2016 tras la denuncia por posibles delitos societarios relacionados con un acuerdo alcanzado por el Consejo de Administración de Golf Mediterráneo SL. Según los denunciantes, este acuerdo permitió que Golf Borriol SL, empresa propiedad de la familia del golfista Sergio García, adquiriera unos terrenos a un precio mucho menor al valor real.

En mayo de 2017, el juzgado acordó el archivo provisional de la investigación, una decisión que fue respaldada por la sección primera de la Audiencia Provincial en noviembre de 2017 al no encontrar indicios suficientes de los delitos denunciados.

Sin embargo, la incorporación de un informe policial sobre el patrimonio de Carlos Fabra llevó a la Fiscalía a solicitar la reapertura de las diligencias. En noviembre de 2020, el juez decidió reabrir la causa y llevar a cabo las investigaciones solicitadas por la Policía en su informe.