Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

El desvío de la línea de alta velocidad Madrid-València de Adif marca un hito en el Canal de Acceso.

El desvío de la línea de alta velocidad Madrid-València de Adif marca un hito en el Canal de Acceso.

El próximo 5 de mayo, Adif AV alcanzará un importante hito en las obras del Canal de Acceso de València y la renovación de la estación de Joaquín Sorolla al desviar la Línea de Alta Velocidad (LAV) Madrid-València. Esta acción permitirá avanzar en la construcción de las estructuras del futuro túnel de integración de la infraestructura ferroviaria en la capital de la Comunitat Valenciana.

Este desvío provisional, que se extiende entre los viaductos de las avenidas de Fernando Abril Martorell y de Giorgeta en 850 metros, consiste en una plataforma de doble vía paralela al trazado actual de la LAV, según ha comunicado Adif.

Los primeros 100 metros están construidos sobre placas de hormigón, mientras que el resto se apoya en balasto. Además, se han instalado vías, catenarias, sistemas de comunicación, señalización, drenaje, cartelería y otras infraestructuras necesarias.

Para minimizar el impacto en los viajeros, las obras se llevarán a cabo de forma gradual, con las tareas más complejas realizadas durante la noche. Hasta el momento, se han colocado dos aparatos de vía que se conectarán al nuevo trazado a partir del 28 de abril.

En paralelo, se está trabajando en la conexión de la segunda vía general al desvío provisional, que se completará el 5 de mayo con la colocación de un aparato de vía en el trazado proveniente de Castelló. Del 5 al 12 de mayo se llevarán a cabo las verificaciones necesarias.

Las complicadas operaciones planificadas por Adif serán incompatibles con algunos servicios de alta velocidad entre València y Castelló, así como València y Madrid, durante ciertos fines de semana de abril y mayo. Se ha establecido un plan alternativo de transporte para garantizar la movilidad de los pasajeros.

Las siguientes fases de las obras se realizarán en horario nocturno y en fines de semana, e incluirán la conexión de los trazados en ambos extremos para trasladar los carriles al nuevo desvío. También se adaptarán los sistemas de electrificación, señalización y seguridad.

Estas acciones contribuyen a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, en concreto a los relacionados con la salud, la innovación y las infraestructuras sostenibles, así como a las comunidades sostenibles.

El Canal de Acceso de València es un proyecto financiado por Adif AV, la Generalitat Valenciana y el Ayuntamiento de València, con apoyo de fondos europeos a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la Unión Europea NextGenerationEU.