Crónica Valencia.

Crónica Valencia.

Estudio de alteración lipídica en el tejido cerebral para avanzar en la detección temprana del Alzheimer.

Estudio de alteración lipídica en el tejido cerebral para avanzar en la detección temprana del Alzheimer.

Un estudio realizado por investigadoras del Instituto de Investigación Sanitaria Incliva y del Instituto de Investigación Sanitaria La Fe (IIS La Fe) de València ha revisado la alteración lipídica en tejido cerebral y sangre de modelos animales de ratón con la enfermedad de Alzheimer (EA), con el fin de identificar biomarcadores lipídicos en muestras de sangre que puedan ser útiles en la detección precoz y mínimamente invasiva de esta patología. El trabajo, publicado recientemente en 'Progress in Lipid Research', ha contado con la participación de las doctoras Ana Lloret, Consuelo Cháfer Pericás y Laura Ferré González.

El objetivo de esta revisión sistemática de los estudios realizados desde 2012 hasta la actualidad sobre la alteración lipídica en tejido cerebral y sangre de modelos animales de ratón con EA ha sido centrarse en los diferentes parámetros experimentales evaluados en estos estudios, ya que los cambios en la composición lipídica observados tanto en el cerebro humano como en modelos de ratones transgénicos se asocian a trastornos neurodegenerativos.

La EA es responsable de la mayoría de los casos de demencia en todo el mundo, y si no se introducen terapias eficaces, se prevé que la prevalencia mundial de esta enfermedad aumente hasta los 139 millones en 2050. Actualmente, el diagnóstico de la EA se basa en técnicas invasivas y costosas. Por lo tanto, sería una ventaja encontrar biomarcadores en muestras mínimamente invasivas y utilizando métodos rentables. Entre los diferentes biomarcadores, los lípidos podrían desempeñar un papel importante, ya que son el principal componente del cerebro y están implicados en la función y estructura de las membranas neuronales.

Los síntomas de la enfermedad de Alzheimer incluyen alteraciones de la memoria, afasia y déficits visuoespaciales. Los modelos animales se han utilizado ampliamente para comprender los mecanismos subyacentes a muchas enfermedades, explorar la eficacia de los fármacos candidatos y predecir las respuestas de los pacientes.

El diseño de la presente revisión sistemática siguió el método Preferred Reporting Items for Systematic Reviews and Meta-Analysis (PRISMA). La búsqueda de datos se realizó en las bases de datos PubMed y Web of Science (WOS) y se complementó con una búsqueda manual en Google Scholar. Se tuvieron en cuenta las siguientes características: tipo de muestra (tejido cerebral o plasma), sexo, descripción de la muestra (modelo de ratón de EA y tamaño de la muestra), edad (en meses), tratamiento de la muestra y técnica analítica.

La revisión realizada muestra que los estudios lipidómicos realizados desde 2012 hasta la actualidad presentan una gran variedad de condiciones experimentales, lo que dificulta la obtención de conclusiones. En concreto, hay que tener en cuenta que, a la hora de realizar este tipo de estudios, existe una gran variabilidad de modelos de ratón de EA, y cada modelo tiene sus ventajas e inconvenientes.

En cuanto a la edad, el perfil lipidómico podría cambiar a lo largo de la progresión de la enfermedad y debería tenerse en cuenta el estadio de la enfermedad en la que se realizan los experimentos. Por lo que se refiere al pretratamiento de la muestra, parece que influye el método de homogeneización, siendo la mecánica la que ofrece una mayor fiabilidad en términos de uniformidad y estandarización de la muestra.

En lo referente al método de extracción de lípidos, urge sustituir disolventes altamente tóxicos como el cloroformo y encontrar alternativas respetuosas con el medio ambiente. Por último, los métodos que utilizan la espectrometría de masas para la detección y cuantificación de lípidos proporcionan más información en comparación con los kits colorimétricos.